Uno de los tejidos para vestidos de novia estrella de la colección de vestidos para novia Tánger by Immaclé es el plumeti. Tules de seda y algodón llenos de miles de topitos bordados y combinados con encajes. Patrones vintage de vestidos de novia únicos e increíblemente románticos. Tan femeninos, frescos y atrevidos que desde siempre han sido y son una de mis grandes debilidades.

La historia de Jara y los vestidos para novia de Immaclé

Casarse con uno de estos vestidos para novia es sinónimo de personalidad y de carácter. Y así es Jara. Una novia Immaclé que conocimos en Madrid. Una mujer llena de fuerza y con las ideas muy claras de lo que quería: sentirse ella y que sus vestidos de boda transmitiera ese aire especial y esa magia que le hiciera estar y ser al 100% .

Su familia en cuanto la vio envuelta en plumeti en el Universo de Canet de Mar supo al instante que el destino y las casualidades existen y que ese era el vestido de novia real que habían estado buscando durante tanto tiempo.

Etéreo, fresco, vaporoso y súper femenino. Los vestidos para novia con alma y aire vintage. Lleno de miles de detalles y de formas que resaltan y favorecen la silueta de la mujer, como las maravillosas mangas acampanadas o las espaldas semi-abiertas.

Vestidos de novia de inspiración retro y muy dulce. Inocente pero transgresor.
Un mix de contradicciones donde menos es siempre más y donde la grandiosidad está en la esencia.

Immaclé vestidos para boda

Sin duda, una novia Immaclé y una boda que desprende ese algo especial, ese “no sé qué” que enamora e hipnotiza.

Mil gracias a Noela Roibas de banbangyou por captarlo y contarnos esta historia a través de tu cámara.

Y mil gracias también a Bodas de Cuento por cuidar siempre cada detalle en los vestidos para novia.


Artículos Relacionados

Deja un comentario